Después de la jornada de descanso, y en esta segunda parte del Dakar teníamos la clara intención de luchar por la clasificación día día, de hecho la primera especial del día la pudimos ganar.

Han sido pistas rápidas zonas de arena y zonas rocosas alternativamente que se han caracterizado por lo divertido que ha sido la conducción, pues no ha habido grandes problemas de navegación.

[youtube https://www.youtube.com/watch?v=a_VCtb6jSIY]

Todo lo conseguido en esa primera parte lo hemos perdido en la segunda por un problema con el equipo de medición, pero ya sabemos, esto es el Dakar y lo que se gana ahora se pierde un instante después.

 

El final de la etapa a sido en un vivac independiente solamente para los participantes del Dakar classic, todo muy bucólico a imagen y semejanza de los dakares de los años 80.

 

Por cierto los hermanos Merino nos han invitado en su “zona vip” a un reconfortante te Saudi, que grandes son los tíos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.